viernes, 29 de octubre de 2010

Multitudinaria despedida a Néstor Kirchner en su Río Gallegos natal



Río Gallegos, 29 de Oct. (ANA) .- Decenas de miles de personas acompañaron, en su llegada a Río Gallegos, los restos del ex presidente Néstor Kirchner. Una verdadera manifestación popular se volcó a las calles para despedir al grito de “Ole ole ole, Lupo, Lupo”.
El cortejo fúnebre recorrió los cuatro kilómetros a paso de hombre y en forma desordenada que cerca de la rotonda Samoré hubo empujones entre militantes de la UOCRA con la policía y los mineros de YCRT que conformaban la guardia del carro mortuorio arribó al cementerio pasadas las 20 en medio de un aplauso generalizado y empujones y apretujamientos contra las vallas que impedían al público avanzar.

Todo el tramo de la autovía estuvo colmado de público que pretendió despedir al político y pudieron observarse las más variadas manifestaciones de dolor y congoja. Pasadas las 17:30 tocó tierra en el aeropuerto piloto civil Roberto Fernández el avión presidencial que transportaba el féretro y a la familia presidencial.
Se calcula que no menos de 30 mil personas se han convocado para despedir al ex presidente hasta su última morada.

Como en Buenos Aires, la gente se volcó masivamente a las calles para saludar el paso de la carroza fúnebre una jornada que se presentaba soleada a la mañana y por la tarde bajo la temperatura y el miento no dejó de cesar. Se reeditaron las manifestaciones de dolor, de agradecimiento hacia el ex presidente y de apoyo hacia Cristina. Pero esta vez esas expresiones provenían de los vecinos de la ciudad que vio nacer al Lupo, como se lo llamaba cariñosamente entre los santacruceños.

El cortejo, encabezado por la Presidenta Fernández, sus hijos Máximo y Florencia, y familiares directos, se formó con funcionarios como el ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, los secretarios Legal y Técnico de la Presidencia, Carlos Zanini; y General de la Presidencia, Oscar Parrilli, entre otros.
Dos horas antes de la llegada de cortejo, habían arribado en ómnibus y combis los artistas Andra Del Boca y Gastón Pauls, como también a los dirigentes Luis D’ Elía y Emilio Persico.

Una multitud aguardaba desde temprano a la vera de la autopista 17 de Octubre el paso de la caravana desde el aeropuerto hasta el cementerio de Río Gallegos.
Con banderas argentinas en las que se leía "Fuerza Cristina" y "Gracias Lupo", pobladores de la capital de Santa Cruz y otras ciudades se desplegaban a lo largo de la autopista, en las banquinas, sobre los puentes y también por la avenida Beccar y otros accesos al cementerio municipal.

No hay comentarios:

Publicar un comentario